buscar
Espanol flagIngles flag






Tiempo estimado de lectura 5:47 min. rellotge



Pío Baroja

Es uno de los escritores más importantes de la literatura española y dio un giro muy importante a lo que hasta ese momento había sido la prosa.

Aunque estudió medicina siempre se inclinó por las letras, algo de lo que haría su vocación y con lo que pronto logró gran reconocimiento.

Pío Baroja, que nació el 28 de diciembre de 1872 en San Sebastián (Guipúzcoa), es uno de los escritores españoles más importantes del siglo XIX. El autor, hijo de una familia muy distinguida, tanto por parte de padre como de madre, tuvo tres hermanos: Darío, que falleció siendo joven en Valencia, Ricardo, que también fue escritor y pintor y llegó a tener cierto renombre a principios del siglo XX y Carmen, que nació muchos años después y que fue la gran compañera de Pío durante toda su vida.
Su padre fue muy importante en sus inicios como autor de grandes obras, pues al ser ingeniero de minas se vio obligado a viajar de una ciudad a otra, algo que enriqueció enormemente a Pío. Pero la huella que dejó en su tierra natal fue determinante, a pesar de abandonarla con sólo siete años, hasta el punto de llegar a componer canciones vascas que llegaron a hacerse muy populares entre los ciudadanos norteños. Viajaron a Pamplona y Madrid, donde Pío Baroja realizó sus estudios, terminándolos ya en Valencia donde estudió Medicina, doctorándose unos meses más tarde con una tesis que trataba del dolor.

Según todas sus biografías y escritos sobre su vida se comenta que fue mal estudiante y siempre se vio impulsado hacia el mundo de las letras y la escritura. Además su rebeldía supuso un problema en su carrera donde despertaba el odio de los profesores hacia su persona. A pesar de este trayecto consiguió un puesto como médico en Cestona (País Vasco) y no pasó mucho tiempo hasta que descubrió que no estaba a gusto y que lo suyo eran las letras y no las ciencias. Así volvió otra vez a Madrid donde se encontró con sus antiguos amigos y comenzó a formarse como escritor, tomando contacto con medios literarios e ir moviéndose por lo que él consideraba como su vocación. Realizó colaboraciones con periódicos y revistas como “El Imparcial”, “El Globo” y “El País”.

Unos años más tarde (1900) publicó su primera obra titulada “Vidas sombrías”. Se trataba de una colección de cuentos escritos en su etapa vasca sobre temas regionales y sus vivencias personales en su labor médica. Pretendía con ello darse a conocer en la sociedad y de hecho lo consiguió hasta el punto de verse asombrado por el gran éxito que tuvo su obra donde hablaba de vidas humildes que reflejaban la tristeza de la profesión de médico. Benito Pérez Galdós y Miguel de Unamuno leyeron la obra que les despertó gran interés por conocer al autor de semejante novela. Con esta experiencia a su espalda se tomó aún más en serio el oficio de las letras hasta el punto de dejarlo todo y entregarse única y exclusivamente a esta tarea. De esta manera se crearon dos obras importantes en su carrera: “Aventuras, inventos y mixtificaciones de Silvestre Paradox” y “Camino de perfección” que decidió continuar con “El mayorazgo de Labraz”, “La Busca”, “Mala Hierba” y “Aurora Roja” que más tarde se convertirían en una trilogía que Pío Baroja bautizó como “La lucha por la vida”.

Siguió su carrera literaria y realizó viajes constructivos para su labor en compañía de personajes ya grandes en la época tales como Azorín, José Ortega y Gasset y Ramiro Maeztu. Ya influenciado por estas personalidades escribió en los años sucesivos obras como “La feria de los discretos”, “Paradox Rey”, “Las tragedias grotescas”, “La dama errante”, “La ciudad de la niebla” y “El tablado de Arlequín”. Por estos tiempos Pío Baroja ya era conocido en el extranjero y sus obras eran traducidas a varios idiomas.

Siguiendo su tradición como viajante se trasladó a Bidasoa (Navarra) donde se estableció de manera formal y donde produjo las obras “Zalacaín el aventurero” que mereció la posición de ser un libro utilizado en los centros docentes hispanoamericanos y en la universidad Sorbona de la capital francesa. Su labor pronto fue reconocida y la República de Colombia le ofreció un homenaje por su labor profesional, pero el hecho más importante de su carrera fue su incursión en la Real Academia Española de la Lengua en el año 1935. Un año más tarde la Guerra Civil Española le hizo huir a Francia por un enfrentamiento que tuvo con los carlistas. Desde allí continuaba escribiendo y realizaba colaboraciones publicando un artículo mensual para un diario de Buenos Aires. A pesar de esta huída Pío Baroja se vio llamado por su tierra y regresó a España en el año 1937 donde publicó la novela “Susana”. Con todas estas obras y otras muchas que llegó a escribir durante toda su vida logró tener un arsenal de obras muy rico y además contaba con la gran ventaja de utilizar un léxico tan sencillo que sus creaciones podían ser leídas por cualquier persona. Todo propició a que muchos autores, entre los que se encuentran Ramón de Valle Inclán, Azorín y Miguel de Unamuno, le consideraran dentro de la Generación del 98, aunque el estilo de Pío no tenía una tendencia tan marcada como para encuadrarle dentro de un movimiento.

Su estilo era muy individualista e independiente. Se puede decir que refleja fielmente la situación de la España que le tocó vivir, todo gracias a su gran dominio de la novela que le situó como uno de los mejores autores de su tiempo. Por ello se le califica como un escritor costumbrista que basaba su discurso en la observación meticulosa de la realidad que le permiten ir acumulando experiencias que después expresará sobre el papel. Para el los pilares de su obra lo forman la descripción de la realidad tal como es basada en los paisajes, las personas y las situaciones. Por ello la estructura de su obra no está establecida, sino que se guía por el tiempo, la forma en la que suceden las cosas y su intuición dejando a un lado la técnica utilizada por el resto que se centraba en la introducción, desarrollo, nudo y desenlace.

Su vocabulario es sencillo y claro, utiliza el diálogo, considerado como la mejor forma para describir las situaciones reales. No cansa al lector sino que utiliza frases cortas y poco enrevesadas. Quizá este estilo lo fue tomando a medida que iba transcurriendo su vida a caballo entre varias ciudades. Viajó por Europa y vivió en Paris, Londres, Italia, Bélgica, Suiza, Alemania, Noruega, Holanda y Dinamarca. Es importante señalar también que sus obras, además de ser sencillas y fáciles de leer, estaban llenas de un gran pesimismo. Acabó por identificarse con el movimiento liberal y condenar el comunismo.

Se puede decir que la obra de Baroja se divide en tres fases: la primera que dura hasta 1912 y que se encuentra más afín a la Generación del 98, aunque no siguiera la filosofía a raja tabla. La segunda etapa va desde el año 1912 hasta 1936 donde crea temas históricos y personajes aventureros. La tercera, ya cercana a su muerte muestra su etapa más decadente donde escribió sus memorias en siete volúmenes (de 1944 a 1949). Sin duda la importancia de este autor vasco es que ha dado un giro a la prosa española del siglo XIX y XX y se basa en un relato con un estilo personal, sencillo, cómodo, directo, flexible y que se acopla a todo tipo de públicos. Es importante en la historia del periodismo ya que publicó artículos en algunos diarios españoles que contrastan radicalmente con lo que se conoce hoy en día como periodismo. Actualmente se habla de las situaciones y se trata de explicar los hechos con la mayor objetividad posible, aunque a veces se vean manchadas por ideologías políticas. No se habla ya tanto de los escenarios y situaciones personales, sino de asuntos públicos.

Pío Baroja murió en el año 1956 dejando una gran huella en la literatura española.








...por Coral Malanda ...por Coral Malanda


Patrocinador



Otros Reportajes:


Los más comentados:




Publicidad




Patrocinador




5 comentarios en Pío Baroja

  1. Un hombre de pluma perfecta capaz de dar nuevas dimensiones a la literatura española. Las obras de Pío Baroja son de fácil lectura y su vocabulario es comprensible para todo tipo de niveles.

  2. Pío Baroja es una de las figuras más relevantes de la literatura española, cuyo eje principal lo forman Cervantes, Galdós y el propio Pío Baroja.

  3. La influencia del filósofo alemán Friedrich Nietzsche se encuentra latente en toda la obra de Pío Baroja, así como la de Arthur Schopenhauer.

  4. Ha sido muy interesante leer aquí la biografía de Pío Baroja.

  5. Felicidades por el documento de Pío Baroja, me ha ayudado mucho en los deberes.

Publicidad



En colaboración:
Fox   National Geographic Channel   Feelnoise   Foxlife   Guinness World Records   Phaidon   Blume   Editorial Planeta

| PortalMundos.com Internacional |
fltx Europa: España fltx América del Norte: México, US en español fltx América Central: Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Puerto Rico, República Dominicana fltx América del Sur: Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay, Venezuela

PortalMundos Factory, S.L. | 2000 - 2013 | Hosting Profesional por :: isyourhost.com ::