buscar
Espanol flagIngles flag






Tiempo estimado de lectura 5:12 min. rellotge



José Manuel Caballero Bonald

En todo esto de las letras las apreciaciones objetivas no son tan frecuentes como nos gustaría esperar.

Y, en el caso de que fuesen así, cabe también considerar como factor importante quien es y en que tendencia podríamos decir que se ubica, cual es su concepto de literatura y por cual de los polos aboga, si por Prodesse o por Delectare.

Digo esto porque ante la apreciación de una obra como la de Caballero Bonald se presentan posturas muy dispares en la consideración de su obra. Hay quienes lo consideran figura clave y fundamental en la evolución de nuestras letras del siglo XX y hay quienes se limitan a mencionarlo. Su obra es evidente pero nada más.

José Manuel Caballero Bonald es uno de los escritores más representativos de la llamada Generación del 50, aquella que en plena dictadura se propone devolver a España la dignidad cultural que le fue arrancada con el régimen. Los jóvenes escritores se propusieron conseguir esto mediante una recuperación de los postulados de la Generación del 27 y una recapitulación de la cultura arrasada. Con el tiempo, lejos de sentir una gran satisfacción por ello sintieron un vacío enorme ante la cruda realidad que se vivía tras la puerta. Es por eso que la actividad del Grupo se vuelve más comprometida, luchadora, inquieta. El propio autor en su obra Sobre el Grupo poético del 50 lo define como “realismo socialista a la española”. Alcanzada esta conciencia social tan española y contextual ya no podía escapar de una clara función didáctica de su obra: “o se elogia la lucha en la literatura o se era sospechoso de complicidad con el régimen”.

Son pocos los escritores dados a aceptar ser incluidos en uno de esos grupos o generaciones tan queridos por la crítica pero en el caso de Caballero Bonald no solo lo acepta sino que el mismo promueve, desde las actividades y publicaciones de su Fundación dicha clasificación. Para él, los que en un primer momento integraron este grupo han seguido una clara línea evolutiva: Iniciación en solitario, compromiso moral y vertiente personal.
Hoy en día parece ser que él es quien ha seguido una línea evolutiva más coherente, más acorde con el ideario que la vio nacer. La crítica es unánime a este respecto.
Y es que, si algo puede definir la obra de Caballero Bonald es la conjunción de la exploración del ser con el compromiso social. Estos principios son aplicados a cualquier faceta o experiencia de la vida porque para él todo merece ser contado. En este aspecto su obra es comparable a la de otros compañeros de generación: Goytisolo o Gónzalez, por ejemplo, en los que esta exploración incesante está latente de igual modo: la llamada “poesía de la experiencia”.

En Caballero Bonald el coloquialismo propio de esta poesía se combina de manera explosiva con su arraigo andaluz. Un andalucismo muy personal pero evidente que se aprecia en la adjetivación colorista, viva, suelta y en otro aspecto, alejado de la poesía de la experiencia pero andaluz y que lo acerca y ubica en otra tendencia lírica más “cultivada”, por decirlo de alguna manera. Esto es su barroquismo. Hay mucha literatura barroca en nuestras letras, motivada en la mayoría de los casos por nuestra riqueza experiencial, carácter latino, perspectiva desde la que se observa el mundo. Cada uno de estos barroquismos debe y tiene que ser contemplado desde un contexto y producción bien diferenciados dependiendo del autor del que provengan. En el caso de Caballero Bonald es consecuencia de la recolección de tendencias culturales muy españolas, representativas y culturalistas: culturalismo, conceptismo, la Generación del 27 y Juan Ramón.

A primera vista la combinación puede resultar explosiva, compleja, inaccesible pero lejos de ser así la obra del jerezano abarca un público muy amplio y variado en edades, gustos y experiencias porque, como dijo Arias Solís, su pluma pertenece a esa saga que sin recurrir a lirismos triviales, llena la prosa de lenguaje poético y la poesía de experiencias.
Es más, la obra de Bonald, lejos de hablarnos de experiencias egocentristas o aisladas, es la de alguien que contempla su vida y lo que le rodea desde un ángulo moral, comprometido que lejos de convertirse en sermón no tiene nada de doctrinario. Es aquí donde podemos decir que su obra es un ejemplo claro de coherencia ya que es el postulado del que arranca su obra allá por los 50.

Caballero Bonald tiene en su haber gran cantidad de premios no sólo por su actividad poética o prosística (cuenta, entre otros, con el accésit al Premio Adonais con su primer poemario Adivinaciones, el Premio Internacional de novela 1988 por La casa del padre o tres premios de la crítica) sino por su actividad cultural que se basa de igual manera que su obra poética en postulados similares a los de antaño. Con Archivo del cante flamenco recibió el Premio Nacional del disco y ha publicado estudios sobre el vino como Lo que sabemos del vino.
Desde hace años esta actividad cultural incansable ha ganado en intensidad gracias a la fundación que lleva su nombre y cuya sede se encuentra en su ciudad natal. Desde aquí el escritor lleva a cabo conferencias, congresos, convenciones…que giran en torno a aspectos diversos de nuestra cultura. Congresos sobre al género memoralístico, interrelación entre literatura y cine o el flamenco. Pero la preocupación fundamental en toda esta labor cultural y en torno a la cual giran las otras es la consagración de la Generación del 50. Más que egocentrismo, que algo de eso hay, el empeño de Caballero Bonald por este grupo poético, su estudio, consideración y análisis se fundamenta en la idea de que la continuidad es parte fundamental en la evolución de la literatura y que la ruptura que el régimen dictatorial hizo en nuestro país en ese sentido fue admirablemente compensada por la labor de este grupo de escritores. De ahí conferencias, revistas, libros, congresos y todo lo que sea necesario para que el valor de esta generación quede latente en nuestra historia literaria.

Es un hecho en la cultura española de nuestro siglo que los escritores consagrados suelen ser quienes acaparen todo el esfuerzo y elogio de jurados en cualquier premio de prestigio. En lugar de dar paso a jóvenes o a desconocidos y minoritarios talentos españoles o hispanoamericanos su consideración se centra en la obra de escritores que parecen convertir en oro todo lo que tocan. Lo que estos escritores hacen con dichos premios no suele ser productivo, ni enriquecedor ni beneficioso para nuestras letras.
En el caso de Caballero Bonald sí que podemos decir que sea utilizado. La labor y esfuerzo del escritor por editar estudios personales o ajenos de escritores y críticos desde su fundación parece llevar la clara intención del enriquecimiento de los estudios en torno a nuestra literatura y utilizar su nombre como sello de calidad la mejor vía para que estos estudios se acerquen a un público más amplio y menos inmerso en el mundo de las letras. Independientemente de lo que pueda suponer para nosotros su obra poética o prosística es evidente que la labor cultural llevada a cabo por Caballero Bonald merece todo el respeto y la consideración dignos del mayor erudito de épocas pasadas.








...por Raquel López ...por Raquel López


Patrocinador



Otros Reportajes:


Los más comentados:




Publicidad




Patrocinador




1 comentario en José Manuel Caballero Bonald

  1. Perteneciente a la España de posguerra José Manuel Caballero Bonald marca un antes y un después en la literatura española, en escritos críticos de la realidad social de la época.

Publicidad



En colaboración:
Fox   National Geographic Channel   Feelnoise   Foxlife   Guinness World Records   Phaidon   Blume   Editorial Planeta

| PortalMundos.com Internacional |
fltx Europa: España fltx América del Norte: México, US en español fltx América Central: Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Puerto Rico, República Dominicana fltx América del Sur: Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay, Venezuela

PortalMundos Factory, S.L. | 2000 - 2013 | Hosting Profesional por :: isyourhost.com ::